¡MI PRINCIPAL OBJETIVO, LA SALUD!


El 50% del alumnado en edad escolar tiene o ha tenido en algún momento dolor de espalda. En la escuela podemos, y debemos, contribuir en la prevención de este tipo de dolencias. Para mí no hay nada tan importante como la salud de mi alumnado y en esta línea va mi trabajo.

Y PARA TI, ¿QUÉ ES LO IMPORTANTE?



En la escuela no busco campeones/as. Prefiero que mis alumnos/as sonrían por el simple hecho de poder participar en eventos deportivos, independientemente de su nivel de competencia. Ayudarles en la conquista de hábitos saludables y en la autogestión de su propia actividad física son los objetivos que persigo año tras año.

¡No me interesan las copas ni las medallas, sí verlos/as felices y activos/as! (Juanjo Reverte)

PROGRAMA ISQUIOS


Los alumnos de educación primaria de la Región se saben manejar a las mil maravillas con la Play Station, el ordenador, un iPod, un móvil y prácticamente con cualquier aparato de última generación que se les ponga por delante. Pero a estos escolares del siglo XXI, por curioso que pueda resultar, todavía les queda por aprender algo de los estudiantes del siglo pasado para evitar una 'chepa': sentarse correctamente en el pupitre.
Al menos así lo han indicado el consejero de Educación, Formación y Empleo, Constantino Sotoca, y el profesor de Traumatología de la Universidad de Murcia y médico adjunto en La Arrixaca, Fernando Santoja, durante el balance que han ofrecido de la puesta en práctica en la Región del Programa Isquios «para la intervención e higiene postural».



Este programa, «pionero en España y Europa», según Sotoca, «comenzó de forma piloto» el pasado curso 2010-2011 en 18 centros educativos del Área 1: Murcia, Alcantarilla, El Palmar, Cabezo de Torres, Puente Tocinos y Santomera. La primera fase de Isquios se centró en la evaluación postural de 750 alumnos de quinto y sexto de primaria, por parte de un médico especialista del aparato locomotor. En los test analizaron a los escolares en tres posturas: sentados, de pie y en flexión. El 78% de los alumnos participantes padecía hipercifosis -curvatura de la columna- por no saber cómo sentarse en el aula. El 24% sufría esta misma curvatura a causa de una postura incorrecta al estar de pie, y un 88% también sufría esta patología al flexionar la espalda de forma errónea.
Según el doctor Santoja, «las columnas de los escolares se derrumban», entre otros motivos, «por la falta de actividad física; aparecen problemas que no sufrían nuestros padres y abuelos». Partiendo de estos datos y de estas premisas, el Programa Isquios formó mediante un curso teorico-práctico de treinta horas a los profesores de Educación Física de los centros participantes, «para introducir en sus clases una tabla de ejercicios».
Doce minutos 'milagrosos'
El 20% de las sesiones de esta asignatura se dedicaron, durante el pasado curso, a los tres ejes que vertebraban la tabla de ejercicios de este programa: la concienciación de los escolares en el transporte de pesos, el análisis de cargas y patologías y los movimientos de pelvis de forma teórica; en segundo lugar se trabajó de forma práctica el fortalecimiento de la musculatura abdominal y paravertebral, y en tercer lugar se potenció la flexibilidad con ejercicios de estiramiento.
Tras someter a los 750 alunnos a esta tabla de ejercicios durante los doce primeros minutos de cada clase, se obró 'el milagro', y al termino del anterior curso escolar un 50% de los alumnos participantes (375) aprendieron a sentarse correctamente, un 30% de los escolares (225) corrigieron su hipercifosis, y un 27% asimilaron cómo flexionar correctamente su cuerpo (202). Ante los buenos resultados de esta iniciativa, que sigue aplicándose este curso en los 18 centros piloto, el consejero ha adelantado que en el próximo curso escolar «el programa se hará extensivo a cuarenta centros de Molina de Segura, Cartagena y Murcia, y también se incidirá en el peso de las mochilas».
Y es que, según ha recordado el doctor Santoja, se siguen cometiendo errores «como llevar la mochila debajo del glúteo y con la correa sin tensar». Cuando lo correcto para evitar patologías de columna «sería llevar la mochila alta, pegada a la espalda y tensa». Tampoco se libran las mochilas con ruedas: «No deben arrastrarse llevándolas atrás, es nocivo y deben empujarse hacia delante». Ojo a las posturas.

Fuente:  J. G. BADÍA | MURCIA  
22.02.12 - 00:35  | laverdad.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si te apetece, puedes comentar.